.

PARIS, 14 (EUROPA PRESS)

La vacuna contra la hepatitis B podría aumentar el riesgo de contraer esclerosis en placas para las personas adultas, según sugiere un estudio que publica el martes la revista Neurology, de la Academia Norteamericana de Neurología.

El estudio brinda resultados diferentes a una decena de trabajos anteriores. De todos modos, los autores no cuestionan los beneficios de la vacunación para prevenir una infección potencialmente mortal.

El equipo del doctor Miguel Hernán de Boston (Harvard School of Public Health) realizó este estudio a partir de la base de datos de médicos de cabecera del Reino Unido sobre tres millones de británicos.

Los investigadores individualizaron a los pacientes a los que le fue diganosticada una esclerosis en placas por primera vez entre enero de 1993 y diciembre de 2000, y luego verificaron quiénes de ellos habían sido vacunados.

El análisis incluyó 163 casos de esclerosis en placas y un grupo testigo de 1.604 personas. Basándose en once casos, los investigadores encontraron que el riesgo de contraer esclerosis en placas se triplicaba durante los tres años posteriores a la vacunación.

«El 93,3 % de las personas afectadas de esclerosis en placas del estudio nunca había sido vacunada», subraya sin embargo el doctor Hernán.

Los datos presentados no son lo suficientemente convincentes para introducir cambios de política en lo que concierne a los programas de vacunación preventiva, comentan en una columna de opinión de la revista dos neurólogos norteamericanos, los doctores Robert Naismith y Anne Cross (Unviersidad de Washington, Saint-Louis y Missouri).

El virus de la hepatitis B mata 5.000 personas por año en Estados Unidos, señalan los médicos. Más de 350 millones de personas en el mundo están infectadas en forma crónica por el virus de la hepatitis B. Entre ellas, 65 millones mueren a cuasa de cirrosis o cáncer de hígado, por no haber sido vacunados.

En 1996, se detectaron en Francia unos 200 casos de esclerosis en placas y otras enfermedades del sistema nervioso central luego de la vacunación, recuerdan los autores del estudio.

Dos años más tarde, el secretario de Estado francés para la Salud suspendió la campaña de vacunación contra la hepatitis B en la escuela, recomendando sin embargo continuarla entre los niños en edad de lactancia y los adultos considerados «riesgosos» (como los toxicómanos).

La esclerosis en placas es una enfermedad neurológica crónica que lleva a la invalidez y que afecta a los adultos jóvenes. De evolución irregular, comienza generalmente hacia los 30 años de edad.