.

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

El coordinador de la Sociedad Española de Reumatología, Javier Ballina, dirigió hoy un mensaje de «tranquilidad» a los pacientes tratados con «Vioxx» (MSD) porque el producto «no provoca patologías» sino que incrementa el riesgo.

En declaraciones a Europa Press, Ballina les instó a suspender el tratamiento y a acudir a su médico habitual para que le aconseje otra alternativa terapéutica. «Merck ha tomado la decisión correcta. En materia de medicación lo primero que debe primar es la seguridad», destacó.

Según los reumatólogos, los últimos estudios publicados sobre este medicamentos «dejaban ciertas dudas reales sobre su seguridad cardiovascular». «Aunque el laboratorio pudiera haber incorporado estos datos a la ficha técnica del medicamento y seguir comerciándolo, lo más honrado ha sido esta decisión», destacó.

Ballina reconoce que «Vioxx» era «un fármaco muy útil» porque trataba el dolor y la inflamación sin causar los perjuicios gastrointestinales de los antiinflamatorios comunes. «Pero este incremento del riesgo cardiovascular no es aceptable para los pacientes que han de recibir un tratamiento crónico», destaca.

Por otra parte, advierte de que lo que ha ocurrido con este fármaco no tiene porqué trasladarse a otros fármacos de la misma familia (coxib). De hecho, señala que el celecoxib de Pfizer no ha mostrado el mismo incremento del riesgo cardiovascular.

Además, según sus datos, también se puede acudir al fármaco rofecoxib (también de MSD) y está pendiente de autorización el lumiracoxib de Novartis.