.

El jefe de Neumología del General Yagúe elabora un estudio que advierte de la necesidad de incrementar los cuidados con el tabaco

BURGOS, 20 (EUROPA PRESS)

El responsable del servicio de Neumología del Hospital General Yagúe de Burgos, José Luis Viejo Bañuelos, presentará el próximo viernes el Estudio E4, en el marco de la celebración del 30 Simposio de Neumología, los días 22 y 23 de octubre en la capital burgalesa. El estudio contiene las conclusiones de una encuesta que, bajo su coordinación, 1.200 profesionales sanitarios del país realizaron a un total de 14.000 personas, sobre la Enfermedad Obstructiva Crónica Pulmonar, (EPOC).

Según señaló, el 90 por ciento de quienes padecen esta patología son fumadores y una vez que conocen su diagnóstico, alrededor de un 40 por ciento se resiste a abandonar el hábito de fumar, mientras que de éstos, cerca de un 22 por ciento continúa fumando más de un paquete de cigarrillos al día.

«Nuestros cuidados con el tabaco no son suficientes y tenemos que conseguir que haya más responsabilidad en el hábito de fumar, porque hay un porcentaje de pacientes graves que siguen fumando más de un paquete diario», indicó.

En cuanto a la demanda de recursos sanitarios provocados por la EPOC, el estudio concluye que sus pacientes acuden al médico cada 4,7 meses. En Atención Primaria sube a cada 3,7 meses y en Atención Especializada cada 7 meses.

«Generan visitas con frecuencia, porque tienen agudizaciones de su enfermedad entre una y dos veces al año», dijo, y añadió que con los tratamientos que se van a presentar en el simposio esas agudizaciones disminuyen.

En España padecen esta enfermedad 1.500.000 personas y «cada vez ingresan menos y se atrasa su ingreso hasta que ya están en situaciones de máxima gravedad».

El responsable del servicio de Neumología del hospital de Burgos dijo que una de las causas de las agudizaciones de la EPOC es el cambio climático, porque disminuye las defensas del aparato respiratorio.

Incidió en que el tabaco es «la causa determinante» del 90 por ciento de los pacientes con esta enfermedad.

SÓLO DEJAR DE FUMAR DETIENE EL AVANCE DE LA EPOC

«Si queremos hacer algo, la mejor medida para los pacientes es el abandono del tabaco, porque la enfermedad se caracteriza por un descenso progresivo de la función pulmonar, que se detiene y se modifica en el momento en que el paciente deja de fumar», de manera que modifica además su curva de supervivencia, según sus palabras.

Aseguró que «en cualquier circunstancia», el enfermo debe abandonar este hábito. «No nos vale aquello de que ya que está tan mal dejémosle fumar», ya que evitarlo, es la única medida que detiene la evolución de la enfermedad.

El perfil de las personas que padecen Enfermedad Obstructiva Pulmonar Crónica es el de mayores de 65 años, en un 16 por ciento de los casos. Un 50 por ciento de los afectados en España tienen menos de 65 años. Unas de las principales novedades que se detectan tras el estudio E4 es que un 19 por ciento de los enfermos son mujeres.

«Las mujeres afectadas han dejado de fumar en los últimos cinco años en un cincuenta por ciento en los últimos cinco años. Pero más atrás no hay, lo que significa que de las que se han incorporado», señaló.

Por encima de los 75 años hay un 20 por ciento de enfermos, y el resto están entre los 55 y los 70 años, según Viejo Bañuelos, que aseguró que para tener esta enfermedad «se necesitan casi 25 años de fumar».

«Es muy difícil y muy costoso, porque el tabaco ha subido, tener esta enfermedad, pero tendría que ser más caro para que la gente fumara menos», precisó, y abogó por la consecución de la prohibición de fumar en los lugares públicos.

Apuntó que en nuestro país mueren 55.000 personas al año como consecuencia del tabaco, lo que supone que cada diez minutos se produce un fallecimiento por esta causa.

«Ahora estamos preocupados por el tráfico y mueren 5.000 personas al año, y no nos preocupamos tanto. Las campañas de tráfico son intensas porque son muertes truncadas en un momento. Ésta es una muerte con mucho sufrimiento para los enfermos, pero una enfermedad anunciada y evitable», advirtió.

Según señaló, el tabaco es la primera causa de muerte evitable en el mundo. De éste y otros asuntos, relacionados con el asma y las infecciones respiratorias versarán las conferencias y ponencias del 30 Simposio de Neumología, organizado por el Hospital General Yagúe de Burgos, en el que participarán alrededor de 150 especialistas de todo el país.

El próximo viernes las sesiones se abrirán al público en general en el auditorio que Cajacírculo posee en la calle Julio Sáez de la Hoya en la capital burgalesa. A partir de las ocho de la tarde se iniciará la conferencia-coloquio «Respirar bien para vivir mejor», que tendrá como moderador al periodista científico ramón Sánchez Ocaña.

También intervendrán el Jefe del servicio de Neumología del hospital Clínico de Madrid, José Luis Álvarez, y el jefe del servicio de Alergia del Hospital Clínico de Zaragoza, Fernando Dulce, y el jefe del servicio de Neumología del Hospital General Yagúe de Burgos, José Luis Viejo Bañuelos .