.

NUEVA YORK (ESTADOS UNIDOS), 2 (del corresponsal de EUROPA PRESS Carlos López)

El organismo encargado en Estados Unidos de supervisar las garantías sanitarias de alimentos y fármacos, la Food and Drug Administration (FDA), ha autorizado a los productores de aceite de oliva a etiquetar el producto como beneficioso para reducir el riesgo de sufrir una enfermedad coronaria.

La autorización en una importante paso adelante para los productores de aceite de oliva a la hora de aumentar la comercialización de este producto en Estados Unidos, que se encuentra acaparado practicamente por las marcas italianas, aunque también con presencia de productores turcos y griegos.

La Food and Drug Administration autorizará por tanto a los productores a incluir en sus etiquetas un lema que indique que hay evidencias, aunque limitadas y no concluyentes, de que el aceite de olvia reduce el riesgo de enfermedades coronarias al reemplazar las grasas saturadas por aceite de oliva.

Se trata de la tercera vez que la agencia ha aprobado este tipo de calificación para un alimento. Las otras dos, según «The New York Times» son las nueces y los ácidos grasos omega-3 que se encuentran en pescados como el salmón y el atún.

En concreto la FDA propone que la etiqueta explique que hay «evidencias científicas, limitadas y no concluyentes, de que ingerir 23 gramos de aceite de oliva diariamente puede reducir el riesgo de padecer enfermedades coronarias debido a las grasas monoinsaturadas presentes en el aceite de oliva».

El mensaje de la FDA recomienda que para lograr este beneficio, el aceite de oliva debe remplazar una cantidad similar de grasas saturadas y no incrementar el número total de calorías ingeridas diariamente.