.

BARCELONA, 15 (EUROPA PRESS)

Expertos sobre tabaquismo reunidos en Barcelona en el marco de la cuarta edición del Congreso Nacional de Prevención y Tratamiento del Tabaquismo coinciden en tildar de «positivo» el anteproyecto de ley contra el tabaco presentado el viernes por el Gobierno y señalaron que era «deseada» desde hace años.

Así, el coordinador nacional de la Red de Tratamientos Adictivos y director gerente de la Fundación Instituto Mediterráneo para el Avance de la Biotecnología y la Investigación Sanitaria (IMABIS), Fernando Rodríguez, consideró positivo el anteproyecto de ley siempre que sea «un cambio para llegar al final a una lucha frontal contra el tabaco desde el Estado».

La ley, que se prevé que entre en vigor a principios de 2006, prohíbe fumar en todos los centros de trabajo ubicados en locales cerrados y también obligará a los bares y restaurantes de más de 100 metros cuadrados a habilitar al menos un 70% de su espacio como zona libre de humos.

En declaraciones a Europa Press, Rodríguez afirmó que «cualquier medida que se tome para dificultar el acceso al tabaco va a ser positiva», pero «hay que hacer especial hincapié en la prevención, sobre todo durante el desarrollo juvenil, en la adolescencia, que es cuando hay más facilidades para llegar a crear comportamientos adictivos».

Rodríguez señaló que «empezar solamente con medias tintas para quedarse en medias tintas sería un gravísimo error» y afirmó que «el lugar libre de humos tiene que ser para todo el mundo, si un camarero no quiere fumar, éste tendría que ser un motivo suficiente para que en ese local nadie pudiera fumar», pese a que la norma contempla que los locales de menos de 100 metros puedan decidir si permiten o no fumar.

«Creo que hay mucho trabajo por hacer», aseguró, aunque se mostró de acuerdo con la ministra de Sanidad «en que no se puede empezar con un bloqueo central porque un prohibicionismo no lleva a ningún lado, lo fundamental es la educación y formación». «Formación para el cambio lento y progresivo», matizó.

En este sentido, indicó que «estos comienzos creo que son los correctos siempre que en muy breve plazo se continúe con medidas cada vez más coercitivas y actuando con disposiciones de acompañamiento de formación, fundamentalmente orientadas hacia los jóvenes».

LEY ESPERADA.

Por su parte, el responsable de prevención y control del tabaquismo del Gobierno de Aragón y miembro del Plan Nacional de Tabaquismo, Javier Toledo, señaló en declaraciones a Europa Press que esta ley «es algo que llevamos esperando en España desde hace muchos años».

«La legislación es clave para la prevención y control del tabaquismo, ya que políticas de espacio sin humo no se pueden hacer sin un soporte legal importante; ni políticas de precios, ni incluso las actuaciones terapéuticas, que también necesitan el soporte de una legislación», aseguró.

Toledo remarcó que «esta ley nos va a permitir avanzar en todas estas políticas y en la implementación en España de la directiva europea que prohíbe la publicidad de tabaco».

En este sentido, afirmó que «sabemos que esta es una epidemia que la industria tabaquera está muy interesada en que siga adelante y, por lo tanto, va a poner todas las trabas posibles a la ley» y aseguró que «nuestros políticos tienen que decidir claramente si están a favor de la salud o están a favor de las tabaqueras».