.

GUADALAJARA, 17 (EUROPA PRESS)

El estudio «Efecto de la ingesta de cerveza sobre la masa ósea en mujeres sanas pre, peri y postmenopáusicas», en el que participaron más de 1.000 mujeres y que fue realizado por la Universidad de Extremadura, en colaboración con la Universidad de Alcalá de Henares, y se presentó hoy en el Colegio Farmacéuticos de Guadalajara, revela que la ingesta de cerveza puede tener un efecto positivo sobre la osteoporosis, ya que favorece una mayor masa ósea, debido a su alto contenido en flavonoides y a su bajo contenido alcohólico.

«Este estudio muestra una reducción en la densidad ósea en el grupo de mujeres que no tomaban cerveza comparado con el grupo de las que sí lo hacían, independientemente de la edad y estado gonadal», afirmó el director del Departamento de Enfermería de la Universidad de Extremadura y director del estudio, el profesor Juan Diego Pedrera.

La pérdida de masa ósea es el principal efecto de la osteoporosis, que afecta al 35 por ciento de las mujeres españolas mayores de 50 años, y al 52 por ciento en las mayores de 70, según informan los promotores del estudio.

Con la menopausia se reduce considerablemente la secreción de calcitonina, hormona que detiene la pérdida de masa ósea y estimula la formación del hueso. Múltiples estudios han constatado que el incremento de la calcitonina se relaciona muy positivamente con la ingesta de flavonoides, que en la mujer tienen un efecto fitoestrogénico muy importante. Además, el alcohol en dosis moderadas, es un poderoso estimulante de la secreción de calcitonina.

La osteoporosis es una enfermedad metabólica infradiagnosticada que en España afecta a más de tres millones de personas, fundamentalmente mujeres, como un problema asociado a la edad y a otros factores intrínsecos como la raza, los genes o el estado gonadal y extrínsecos, como la alimentación, el sedentarismo o el abuso de tabaco o alcohol.

Con la osteoporosis el hueso se vuelve más poroso, incrementándose las cavidades existentes en el mismo. Esto les confiere una mayor delgadez y fragilidad frente a los golpes, favoreciendo las fracturas y sus complicaciones asociadas que suponen un preocupante problema de salud pública debido a su alta prevalencia.

PROPIEDADES NUTRICIONALES DE LA CERVEZA

La cerveza aporta al organismo vitaminas, minerales y otras sustancias con propiedades funcionales y no contiene grasas, por lo que tomada en cantidades apropiadas, ejerce un papel protector frente a enfermedades cardiovasculares, posee una gran capacidad antioxidante, promueve la secreción de los jugos gástricos y tiene un efecto diurético.

Teniendo en cuenta las más recientes revisiones realizadas por prestigiosas instituciones internacionales, el consumo moderado de cerveza, dentro de una dieta equilibrada y en adultos sanos se puede cifrar en 250 mililitros al día para las mujeres y 500 mililitros al día para los varones.

El Centro de Información Cerveza y Salud (CICS), que hasta el momento ha publicado once estudios de carácter científico elaborados por diferentes entidades de prestigio, se trata de una entidad de carácter científico que nació con el propósito de fomentar la investigación sobre la cerveza y difundir los conocimientos adquiridos.