.

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

Los pequeños comercios incrementaron los precios del pescado un 10,1% entre julio 2003 y julio de 2004, mientras que redujeron el precio de las frutas y verduras un 0,3%, según un estudio sobre el nivel de precios de la distribución alimentaria y droguería del Ministerio de Industria Turismo y Comercio.

El estudio, para el que se han analizado cerca de 7.000 establecimientos de 42 capitales de provincia, refleja que los hipermercados incrementaron el los precios del pescado un 1% y de la carne un 2,2% en el último año. Por su parte, el comercio especializado mantuvo el precios de productos de droguería, mientras que elevaron los de la carne un 3,6%.

De esta forma, la carne es un 4% más cara en los hipermercados que en los pequeños supermercados, mientras que el pescado es un 13% más barato en hipermercados que en el comercio especializado.

Comprar frutas y verduras en mercados municipales es un 8% más caro que adquirirlos en el comercio especializado y los productos de droguería son más baratos en los hipermercados. La alimentación envasada en un 4% más barata en hipermercados que en los pequeños supermercados.

Por otro lado, el estudio refleja que las ciudades con una renta media son las que tienen unos de precios más bajos, aunque con importantes diferencias. No obstante, en San Sebastián las frutas y verduras son un 35% más caras que en Lugo. Los pescados son un 39% más baratos en Córdoba que en Las Palma de Gran Canaria y la carne tiene el índice más bajo en Salamanca.

Los productos de droguería son un 7% más caros en Bilbao que en Santa Cruz de Tenerife y los precios más bajos en alimentación envasada están en Ciudad Real, mientras que los más altos se encuentran en Las Palmas.

El director general de Política Comercial, Ignacio Cruz Roche, indicó que este es el tercer estudio sobre el nivel de precios parte del convenio de colaboración firmado en 2003 con la Universidad Complutense de Madrid para facilitar los datos objetos del informe.

Además, señaló que la publicación estos índices «incrementan la transparencia en los mercado de distribución minorista y estimulan la competencia de estas empresas con precios más atractivos para el consumidor».

Cruz anunció que para los próximos años está previsto continuar con la elaboración de este informe, mediante dos tomas de precios anuales, que serán realizadas en los meses de abril y octubre cada año, con el objeto de aumentar la trasparencia del mercado y facilitar a los consumidores información sobre los niveles de precios según el formato comercial.

De acuerdo con lo previsto en el convenio suscrito con la Universidad Complutense, ésta ha optado por contratar con la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) la recogida de datos mediante encuestas en establecimientos comerciales para futuros estudios de este tipo.