.

MADRID, 10 (EUROPA PRESS) Un tercio de las mujeres que sufren una fractura de cadera habían sufrido una fractura con anterioridad que no había sido tratada, según señaló hoy el doctor Javier Rodríguez, ex responsable del Departamento de Cirugía Ortopédica y Traumatología del Hospital Universitario Gregorio Marañón de Madrid.

A juicio de este experto, que participó hoy en la presentación de la «I Reunión Madrileña de Prevención Secundaria de la Fractura Osteoporótica: presente y futuro», este dato revela la importancia de tratar la osteoporosis una vez se ha producido esa primera fractura, con el fin de evitar mayores problemas en el futuro.

De hecho, según los datos que se manejarán durante este encuentro científico, cada año se producen en España 60.000 nuevas fracturas de cadera, lo que supone un gasto aproximado de unos 500 millones de euros anuales. De hecho, entre el 20 y el 25 por ciento de las camas de los servicios de traumatología están ocupadas por pacientes con fractura de cadera, según el especialista.

Debido al proceso de envejecimiento, las previsiones apuntan a un aumento de la osteoporosis y de su consecuencia más grave, la fractura. De hecho, según informan los organizadores del evento, se calcula que más de un 40% de las mujeres que actualmente rondan los 50 años de edad sufrirán una fractura osteoporótica, después de la cual menos de la mitad de los pacientes se recuperan por completo.

Así, el doctor Rafael Otero, jefe de Sección de Cirugía Ortopédica y Traumatología del Hospital Clínico San Carlos de Madrid, señala que «un estudio realizado en el área 7, donde está englobado el Hospital Clínico, revela que cada año se presentan un 8,5% más de fracturas de cadera».

Para llevar a cabo la citada prevención secundaria (en personas que ya han sufrido una fractura), los expertos recomiendan fármacos como los bifosfonatos, que disminuyen el proceso de reabsorción ósea y aumentan la calidad del hueso, disminuyendo el riesgo de sufrir una nueva fractura.