.

MADRID, 4 (EUROPA PRESS)

Un nuevo fármaco de acción dual contra la osteoporosis, el ranelato de estroncio, demuestra reducir el riesgo de fractura de cadera en las personas que sufren esta enfermedad, según los resultados de un estudio publicado hoy por el «Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism».

Los resultados del estudio multicéntrico internacional TROPOS, en el que participan seis centros hospitalarios españoles, demuestran que el ranelato de estroncio, que será comercializado en Europa como «Protelos» por el laboratorio francés Servier, reduce un 36% el riesgo de fracturas de cadera en mujeres posmenopáusicas con osteoporosis.

El estudio, de tres años de duración y controlado frente a placebo, se ha llevado a cabo en 5.091 mujeres mayores de 74 años y con una baja densidad mineral ósea en cuello femoral. Hasta el momento, sólo dos productos para el tratamiento de la osteoporosis posmenopáusica habían demostrado ser eficaces en fracturas de cadera.

Según el jefe del Servicio de Medicina Interna del Hospital del Mar de Barcelona, Adolfo Díez, es una «excelente noticia» que se pueda disponer de un nuevo medicamento para combatir el deterioro físico que produce una enfermedad tan compleja como es la osteoporosis, en la que los doctores y los pacientes tienen que estar cómodos con la eficacia y la adecuación del tratamiento.

La aparición en el mercado de esta nueva herramienta terapéutica, que ha sido aprobada recientemente en la UE para reducir fracturas de cadera y vertebrales y que estará disponible en España en los próximos meses, ha servido para reavivar la esperanza de doctores y pacientes en la lucha contra la enfermedad. «En el tratamiento de la osteoporosis se necesita una buena cantidad de opciones terapéuticas para mejorar la eficacia, la tolerancia y la adherencia al tratamiento», añadió el doctor Díez.

Las fracturas de cadera provocan la muerte en un 20% de los casos, según datos de la Organización Mundial de la Salud, y prácticamente siempre requieren de hospitalización. Además, producen invalidez en cerca del 50% de las afectadas.