.

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

Las ventas de portátiles en España alcanzaron las 290.000 unidades en el primer trimestre del año, lo que supone el 42% del total de PCs comercializados y un incremento del 28% respecto al mismo período del año anterior, según los datos del Observatorio Toshiba.

El crecimiento registrado en el primer trimestre, no obstante, supone un ralentización respecto al aumento del 40% del año 2004, y sitúa el parque de portátiles en España a finales de marzo en 4,1 millones de unidades.

Para 2005, Toshiba prevé un crecimiento del 25% del mercado, con un comportamiento «dinámico» tanto en el segmento de consumo como en el profesional, y una progresiva sustitución del ordenador de sobremesa por el portátil. El parque instalado alcanzará los 5 millones de unidades a finales de año.

En lo que respecta a los precios de los portátiles, se mantiene la evolución a la baja pero menos acusada que en 2003 y 2004. Así, el precio 64,2% de los equipos vendidos en el primer trimestre se situaba por debajo de los 1.250 euros y el 86% no alcanzaba los 1.500 euros.

Sony se posicionó como la marca más cara, con un precio medio de sus equipos vendidos de 1.800 euros. Detrás se situaron Samsung, con 1.700 euros, y Toshiba, con 1.400 euros. En cuarta posición aparece IBM, con un precio medio de 1.300 euros, y en quinta HP y FSC, con 1.200 euros. Airis vendió equipos con un precio medio de 1.100 euros y Acer de 1.000 euros.

Las grandes superficies vendieron el 26% de los portátiles comercializados, recuperando así terreno frente a la «amenaza» de las cadenas de electrodomésticos, que acapararon el 22% del mercado. Por su parte, las cadenas especializadas vendieron el 21% de los equipos y los distribuidores de valor añadido el 13%, con lo que perdieron cuota por las operaciones en directo de algunos fabricantes.