.

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

El apoyo social que proporciona tener una pareja sentimental mejora la calidad de vida de los pacientes de cáncer de próstata, según un estudio de la Universidad de California en Los Ángeles (Estados Unidos) que se publica en la revista «Cancer».

Los investigadores señalan que los hombres con cáncer de próstata que mantienen una relación informan de un mejor bienestar psicosocial y emocional, menores efectos secundarios específicos de la enfermedad y de los relacionados con el cáncer. De hecho, los hombres con pareja toleraban mejor los síntomas asociados a su enfermedad y tratamiento.

Los expertos explican que estudios anteriores han mostrado que la calidad de vida del paciente influye en la supervivencia del cáncer.

Algunas investigaciones, centradas en el impacto de los grupos de apoyo, han sugerido que las mejoras en la calidad de vida podrían trasladarse a una mejor supervivencia, aunque es algo que no se ha probado. Sólo el 13 por ciento de los hombres con cáncer de próstata acuden y utilizan los grupos de apoyo y éstos pacientes pertenecen a capas sociales con niveles económicos y formativos altos.

Los investigadores estudiaron a 291 hombres diagnosticados y tratados de cáncer de próstata de nivel socioeconómico bajo para evaluar si las relaciones personales repercutían en la calidad de vida después de ser diagnosticados con cáncer.

Los autores descubrieron que las relaciones personales mejoraron la calidad de vida del paciente y mitigaron el efecto psicológico y físico de la enfermedad, su tratamiento y los efectos secundarios.

Los hombres que mantenían una relación de pareja informaron de una mejor salud mental así como de niveles más elevados de equilibrio emocional.

Según los expertos, no se encontraron diferencias en los datos de la mayoría de efectos secundarios específicos de la enfermedad, como la disfunción sexual, pero sí en los síntomas urinarios, que se redujeron. Además, los hombres con pareja informaron de la presencia de menores síntomas generales asociados al cáncer que los hombres solteros.