.

MADRID, 8 (EUROPA PRESS)

Sólo el 16% de los adultos españoles controla su presión arterial, y el 62% de los pacientes hipertensos y que reciben tratamiento no tienen un buen control, según datos hechos públicos hoy por el vicepresidente de la Sociedad Española de Hipertensión-Liga Española de Lucha contra la Hipertensión Arterial (SEH-LELHA), Rafael Marín, durante la presentación de la «Guía Española de Hipertensión 2005».

Por este motivo, el doctor Marín explicó que la Sociedad Española de Hipertensión se ha marcado como reto la detección precoz de la hipertensión arterial, mejorar el grado de control de la enfermedad y ayudar al médico a tomar «decisiones razonadas».

Para ello, la «Guía Española de Hipertensión 2005» tiene como objetivo simplificar y aclarar la información que aportan las diferentes guías que existen sobre el manejo de la hipertensión arterial, canalizando «la transmisión del núcleo científico a la práctica clínica diaria de los profesionales», según apuntó el doctor Antonio Coca, presidente de la SEH-LELHA y jefe de la Unidad de Hipertensión en el Hospital Clínico de Barcelona.

La guía pretende clarificar cuándo debe iniciarse un tratamiento (muy precozmente si ya existe un trastorno clínico asociado), cómo debe hacerse (con qué fármacos) y hasta dónde hay que reducir la presión arterial del paciente para alcanzar el objetivo deseado (un nivel 140/90 de forma general, y de 130/80 en pacientes con diabetes, enfermedad renal crónica o enfermedad cardiovascular).

Además, se describe el tratamiento de otros factores de riesgo que pueden, simultáneamente, estar presentes, como hipercolesterolemia, diabetes o tabaquismo. Según los expertos, este abordaje multifactorial e integral es el único que puede facilitar la prevención de la morbilidad y mortalidad cardiovasculares.