El 70% de los casos de trastornos en la conducta alimentaria se inician en la adolescencia

ZARAGOZA, 11 (EUROPA PRESS)

El 70% de los casos de trastornos en la conducta alimentaria se inician en la adolescencia, siendo en un 85% en mujeres y un 15% en varones. Además, se mantienen las tasas de prevalencia de trastornos de la conducta alimentaria en tasas alarmantemente altas, tanto en población clínica como en población de riesgo.

Éstas son algunas de las conclusiones a las que ha llegado el V Congreso Nacional de la Asociación Española para el estudio de los Trastornos de la Conducta Alimentaria (AETCA), que se ha clausurado hoy en el Auditorio de Zaragoza, y al que han asistido, desde el pasado miércoles, cerca de 350 asistentes.

Los factores socioculturales, en especial la presión en contra de la mujer fundamentalmente, a alcanzar un modelo estético delgado, sigue siendo el factor mantenedor de estos trastornos más importante. En este sentido, se ha planteado la dificultad para neutralizar o luchar contra estos factores ya que «hay que hacerlo desde múltiples frentes (políticos, educativos, familiares, medios de comunicación) y, sobre todo, porque hay enormes intereses económicos detrás», explican desde AETCA.

Este foro también ha servido para constatar un fenómeno nuevo como la aparición de TCA en edades tempranas (antes de la pubertad) y en la edad adulta. Esto exige formas de tratamiento muy distintas porque no es igual el problema que plantea una paciente anoréxica de 12 años que una mujer adulta de 35.

Además se tratado cómo diferentes estudios han demostrado que la prevención bien planificada, atendida durante tiempo, y a edades tempranas puede proteger para padecer un trastornos de la conducta alimentaria.

En el Congreso se ha afianzado la idea de que el tratamiento ha de ser interdisciplinar. Aquellas unidades con programas estructurados, como los hospitales de día, en los que intervienen especialistas de diferentes áreas (nutricionistas, psicólogos, psiquiatras), han demostrado su eficacia, si bien la psicoterapia individual y en grupos sigue siendo el recurso más útil en el tratamiento.

También se han presentado nuevos psicofármacos que están demostrando su eficacia, de manera no generalizada, sobre todo en el caso de la bulimia nerviosa y en los trastornos por atracón, en cuya base hay un déficit en el control de impulsos. Por ejemplo, algunos inhibidores de la recaptación de serotonina, como la fluoxetina, y nuevos estabilizadores del humor o antiimpulsivos, como el topiramato.

Desde AETCA han concluido además que los recursos disponibles para diagnosticar y tratar a estos pacientes y a sus familias, aunque han mejorado en los últimos años en España, «siguen siendo insuficientes», porque «hay evidentes desigualdades entre comunidades autónomas, y la Administración debería ser consciente de estas carencias, que contribuyen a prolongar y agravar la enfermedad».

Quienes duermen bien tienen un riesgo de insuficiencia cardíaca mucho menor

Los adultos con los patrones de sueño más saludables tenían un riesgo 42% menor de insuficiencia cardíaca en un nuevo estudio, independientemente de otros...

Bombas de agua: ¿cuál escoger?

Las bombas de agua pueden ser de gran ayuda en multitud de ocasiones y se convierten una herramienta de gran utilidad en casa, en...

Jardín orientado, tradición y esoterismo

La orientación de un jardín es un factor importante para garantizar el crecimiento de determinadas plantas sometidas a los vientos locales, a las humedades...

Diabetes del gato, la dedicación más dulce

Los gatos domésticos sufren la diabetes como los humanos. Aunque nos cueste creerlo, las complicaciones de salud que surgen alrededor de esa dolencia y...

Couland de chocolate negro, delicatessen total

Hoy proponemos en nuestra receta de cocina un postre exótico, atractivo, laborioso de confeccionar, pero entretenido de montar. Un couland de chocolate negro con...

Causas de un ladrido excesivo

A la mayoría de los propietarios de perros, sobre todo aquellos que viven en casas, les interesa que sus perros ladren ante la presencia...