.

MADRID, 4 (EUROPA PRESS)

La Unión de Consumidores de España (UCE) ha denunciado a BBVA ante la dirección general de Supervisión del Banco de España por imponer la cuota mensual de 3 euros fijada en su campaña «Cuentas Claras» a muchos de sus clientes, sin recabar previamente su autorización.

Según la UCE, la sustitución de las diversas comisiones abonadas normalmente por los clientes por una tarifa única mensual supone una modificación «unilateral» de las condiciones contractuales.

En su escrito, denuncia además que esta práctica obliga al cliente que no acepte la tarifa de las «Cuentas Claras» a comunicarlo de manera expresa al banco, en lugar de ser el usuario el que decida su contratación previamente.

Asimismo, subraya que el cobro de 3 euros al mes eleva a 36 euros el pago anual por comisiones que satisfará el cliente por un servicio que «en la inmensa mayoría de los casos, no se va a utilizar», ya que los titulares de cuentas corrientes sólo efectúan de forma esporádica transferencias o cobros de cheques.

«De esta manera, a través de la imposición del producto a una mayoría que no va a hacer uso del mismo, se estaría financiando el beneficio de una minoría que sí lo aprovecha», critica la UCE.

A juicio de la organización de consumidores, el servicio «Cuentas Claras» «vulnera» además los requerimientos de las normas de transparencias bancarias, al establecer una fórmula para el cobro de comisiones que no respeta las tarifas publicadas oficialmente por el banco y va a ser «muy difícil» conocer y comparar sus comisiones con las aplicadas por el resto de entidades.

En la carta que BBVA ha dirigido a sus clientes justifica el cambio a las «Cuentas Claras» para agrupar los productos y servicios y pagar una sóla cuota mensual, «que representa un ahorro del 50% respecto a la tarifa oficial».

En la misiva se informa al cliente que no desee cambiarse a la nueva tarifa a que lo comunique por escrito o personalmente a su oficina bancaria.