.

GINEBRA (SUIZA), 13 (EP/AP)

Si los médicos y enfermeras se lavaran las manos de forma regular durante su jornada laboral se evitarían 1,4 millones de casos de infecciones en hospitales y otros centros sanitarios cada día en todo el mundo, según manifestó hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este organismo internacional, que ha lanzado una campaña para mejorar la higiene entre los profesionales sanitarios, indica que, incluso en los países desarrollados, entre el 5 y el 10 por ciento de los pacientes hospitalizados se infectan durante su estancia en el centro sanitario. En el caso de los países en vías de desarrollo el porcentaje asciende al 25 por ciento.

Sin embargo, la OMS es optimista de cara al futuro. «Esperamos una muy significativa reducción de las infecciones nosocomiales para dentro de unos cuantos años», explicó el máximo responsable de la campaña, el doctor Didier Pittet. «Yo diría que podríamos esperar una reducción del 30 por ciento», agregó.

Por su parte, el doctor Liam Donaldson, responsable médico de Departamento británico de Salud, consideró que los lavados de manos podrían asimismo ayudar a controlar una posible situación de pandemia de gripe, ya que si las personas afectadas son admitidas en un hospital, seguir las directrices sobre este acto higiénico podría evitar las infecciones cruzadas.