.

Este padecimiento afecta en España a unas 40.000 personas, unas 6.000 en Andalucía y en la provincia malagueña a 1.200 personas

MÁLAGA, 16 (EUROPA PRESS)

El tratamiento precoz de la esclerosis múltiple con un medicamento denominado Betaferon reduce en un 50% el riesgo de desarrollar la enfermedad comparado con el grupo placebo, según los resultados de un estudio llamado Benefit.

El director del Instituto de Neurociencias Clínicas del Hospital Regional Universitario Carlos Haya de Málaga, el doctor Oscar Fernández, quien presentó hoy los resultados del estudio en Málaga, precisó que sólo pueden ser incluidos en el ensayo aquellas personas a las que se le haya diagnosticado la enfermedad en menos de tres meses, «antes de que les aparezca el primer brote». Sin embargo, lamentó que esta enfermedad es diagnosticada normalmente a los seis o siete meses, puesto que es una afección «difícil de diagnosticar por su complejidad y variedad de síntomas».

Para el doctor, «los resultados de este ensayo abren nuevas posibilidades terapéuticas en el tratamiento precoz de la esclerosis múltiple», ya que «nos permitirá atacar la enfermedad con mayor antelación y eficacia, logrando, quizá, retrasar la progresión de la misma».

«Este estudio demuestra la alta frecuencia de desarrollo de esclerosis múltiple en los pacientes con primeros síntomas sugestivos y nos refuerza en el concepto actual de tratamiento precoz», manifestó, al tiempo que añadió que «incrementa el abanico de posibilidades terapéuticas en esta enfermedad y los datos a largo plazo serán, sin duda, de gran importancia».

Asimismo, apuntó que la esclerosis múltiple es una enfermedad crónica e imprevisible del sistema nervioso central (SNC) –formado por el cerebro, la médula espinal y los nervios ópticos–. En este sentido, indicó que se cree que el sistema inmunológico del sujeto ataca a sus propias células y tejidos sanos, por lo que cuando esto sucede, la mielina, el aislante que rodea las fibras nerviosas del SNC, se destruye y es reemplazada por tejido cicatrizal.

Según explicó Fernández, el daño interfiere en la comunicación nerviosa del cerebro, la médula espinal y los nervios ópticos, lo que provoca los síntomas de la esclerosis múltiple.

Entre los síntomas de la enfermedad, se encuentra visión borrosa en uno o ambos ojos, mareo, visión doble, entumecimiento alrededor del tórax o el abdomen, así como debilidad de una o ambas piernas. Al respecto, el doctor resaltó que no porque a alguien se le nuble la vista, pierda un momento la visión o se le duerma un brazo o una pierna en un momento dado deba tener esta enfermedad.

Fernández hizo hincapié en que el tratamiento, que consiste en inyecciones subcutáneas que se pone el mismo enfermo, «no es curativo», ya que el paciente puede tener en el proceso algún brote. «No molesta porque no altera la calidad de vida», apostilló.

Con respecto al proceso, informó de que el tratamiento se revisa al año de su inicio, «si evoluciona bien se sigue con él», pero si no, «se plantea suspenderlo», al tiempo que informó de que esta enfermedad «sólo en la provincia de Málaga afecta a 1.200 personas, unas 6.000 en Andalucía y unas 40.000 en España».

Por otro lado, señaló que el 80% de los pacientes atendidos «responden muy bien al tratamiento», mientras que el 20% restante «no lo hace tan bien», por lo que intentarán averiguar por qué unos responden tan favorablemente y otros no tanto.

Finalmente, el director del Instituto de Neurociencias Clínicas del Hospital Regional Universitario Carlos Haya de Málaga informó de que en la investigación, además del centro sanitario malagueño, participaron otros siete hospitales españoles de Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia y Vizcaya.

ESCLEROSIS MULTIPLE

En cuanto a la enfermedad, se desconoce la causa, aunque, según precisaron, es más frecuente en zonas alejadas del ecuador, por lo que es relativamente común en el Reino Unido, Norteamérica, Canadá y Escandinavia, mientras que «apenas se oye hablar de ella en países como Ecuador o Malasia».

La esclerosis múltiple no es una afección hereditaria y no está causada por solo un gen. No obstante, hay un 2% de posibilidades de que un hijo padezca la enfermedad si uno de los progenitores está afectado.

Se calcula que en todo el mundo hay 2.500.000 personas afectadas por la esclerosis múltiple, donde las mujeres tienen un 50% más de probabilidades de resultar afectadas que los varones.

Esta enfermedad se desarrolla habitualmente en adultos jóvenes con un promedio de edad al comienzo de entre 29 y 33 años, aunque el intervalo de inicio es muy amplio, de aproximadamente, los 10 a los 59 años.