.

ZARAGOZA, 29 (EUROPA PRESS)

La ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, afirmó hoy en Zaragoza que «no hay ningún indicio» de una posible pandemia de gripe aviar en España y por eso criticó la proposición no de ley presentada por el PP para su debate hoy en el Congreso en la que se piden nuevas medidas para actuar ante la gripe aviar.

La ministra precisó que frente «a esa proposición que pretende alarmar a la población de España lo que queremos es lanzar un mensaje de tranquilidad y decir que esas preocupaciones deberíamos de tenerlas con países menos preparados que el nuestro en cuanto a sus sistemas de salud».

Salgado aseguró que en España «el sistema nacional de salud está preparado para hacer frente a cualquier eventualidad y hemos tenido ocasión de comprobarlo la semana pasada con un simulacro que se hizo en tiempo real, en el que participaron las comunidades autónomas».

Por eso, señaló que afronta la preparación ante una hipotética gripe aviar en España con «tranquilidad y sosiego», mientras que «no podemos participar de mensajes catastrofistas que intentan alarmar a la población sin producir ningún beneficio por ello».

En este sentido, argumentó que «si el alarmar tuviera como resultado que nos preparáramos todos mejor, todavía podría entenderse, pero alarmar a la población» sin producir ningún beneficio «puede tener como único resultado que un sector productivo de nuestro país, el sector de productores de carne de ave destinada al consumo humano, sufra consecuencias económicas».

Elena Salgado explicó que «debiéramos todos preocuparnos más de aquellos países del sudeste asiático donde la gripe aviar es endémica y sus sistemas de salud no están preparados para hacer frente a eventualidades como las que podrían suceder y los sistemas de vigilancia epidemiológica no son perfectos».

La ministra de Sanidad recordó que como presidenta de la Asamblea Mundial de la Salud «soy consciente de que los mensajes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) están dirigidos a los 192 países que configuran nuestra ciudadanía en términos globales» y «van muy dirigidos a países donde la gripe aviar es endémica y donde sus sistemas sanitarios no están preparados para hacer frente a una posible pandemia».