.

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

Los españoles mantienen 115 comunicaciones de media a la semana por todos los medios (cara a cara, por Internet, SMS y mensajería instantánea) para tratar asuntos personales, un 32,8 por ciento más que en el caso de Alemania, Países Bajos y Reino Unido, con 87 de promedio. Por sexos, dentro de la población española, la media es de 21 contactos diarios de las mujeres frente a las 11 de los hombres cada día.

Según un estudio de MSN, la red de servicios de Microsoft, que registró las comunicaciones a lo largo del día de 84 personas, otra de las conclusiones es que los europeos se comunican más entre las 5 y las 6 de la tarde, los españoles lo hacen en un horario mucho más amplio, alcanzando su punto máximo a la hora de la comida (14 horas) y al terminar la jornada laboral, hasta bien entrada la noche: entre las 17 y las 23 horas.

En España, las formas de comunicarse más utilizadas son, en primer lugar cara a cara (37,6 por ciento), y a continuación, las llamadas a móviles (18,6 por ciento). En un tercer puesto se sitúa la mensajería instantánea (17,4 por ciento), seguida por los SMS (13 por ciento) y el correo electrónico (10,6). Mientras que las mujeres se ponen por delante en el porcentaje de comunicación cara a cara, los hombres las superan en el uso del teléfono móvil. En cambio, las mujeres utilizan más la mensajería instantánea y el correo electrónico.

Los mensajes de texto vía móvil son los preferidos por los jóvenes europeos (16,5 por ciento para los jóvenes españoles y 20 para la media europea) y los adultos españoles, que los utilizan un 20,6 por ciento mientras que los del resto de Europa lo hacen un 14 por ciento.

Así como los jóvenes realizan la mayor parte de sus comunicaciones desde el domicilio, con más del 64 por ciento del total, en el caso de los adultos resulta impactante comprobar que el lugar desde el que más comunicaciones personales llevan a cabo es el puesto de trabajo, que supone un 37 por ciento y encabeza la clasificación.

Teniendo en cuenta estos datos por grupos de género, se observan, entre las diferencias, que las mujeres tienen un menor porcentaje de comunicaciones relacionadas con el amor: supone más de un 12 por ciento frente al 17 por ciento masculino. En cambio, las mujeres duplican a los hombres en relación con la comunicación con fines prácticos, que para ellas corresponde a casi el 15 por ciento del total y para ellos, el 7 por ciento. Las mujeres españolas son un 88 por ciento más prácticas que los españoles, y ellos las superan en romanticismo en un 36 por ciento.