.

TORONTO, 18 (EP/AP)

Un destacado activista del Sida criticó al Gobierno de Sudáfrica el jueves por no tomar medidas efectivas para reducir el contagio del VIH en ese país y criticó a los líderes políticos de todo el mundo por no cuestionar a la nación africana por su inacción.

«Cuando este número de personas muere mientras los líderes niegan la situación, entonces el mundo debe tomar cartas en el asunto», destacó Mike Heywood, investigador veterano y jefe del Proyecto de Ley SIDA de la Universidad de Witwatersrand, Sudáfrica.

Heywood, que fue ampliamente aplaudido por los participantes de la 16 Conferencia Internacional del SIDA, advirtió que un patrón similar de evasión podría llevar a una explosión de casos VIH en China, donde UNAIDS ha advertido que 10 millones de nuevos contagios podrían producirse hasta el 2010.

Heywood también instó a la renuncia de la doctora Manto Tshabalala-Msimang, ministra de Salud de Sudáfrica que promociona remedios naturales como armas claves para combatir el sida. La ministra, junto con el presidente de Sudáfrica, Thabo Mbeki, han cuestionado la eficacia de las drogas retrovirales.

Una encuesta del gobierno sudafricano realizada en octubre del 2005, calculó que unos 5,5 millones de sudafricanos viven con el virus del sida, que viene a ser la octava parte de los casos a nivel mundial.

Sudáfrica tiene una exhibición en la conferencia de Toronto para fomentar remedios naturales para tratar el VIH: limones, ajos y remolocha. El Gobierno sudafricano afirma que intensificado su programa de cuidado y tratamiento.

Heywood advirtió que China experimenta muchos de los mismos problemas sociales que impulsaron los contagios del VIH en Sudáfrica.