.

ALICANTE, 8 (EUROPA PRESS)

La Unidad de Hemodinámica del Hospital Clínico Universitario de San Juan de Alicante ha atendido este año a un total de 1.692 pacientes. De ellos, 621 pacientes han precisado intervencionismo cardiaco y se han implantado 1025 «stents», prótesis que se colocan en las arterias del corazón, informaron hoy fuentes de la Conselleria de Sanidad.

Durante este año, un 87 por ciento de las intervenciones se han realizado a través de la punción de la arteria radial –situada en la muñeca–, lo que ha permitido reducir el número de complicaciones y hacer notablemente menos molesto el procedimiento para el paciente. A diferencia de la técnica convencional, con el acceso radial, el paciente puede sentarse o caminar inmediatamente después de la intervención.

Esta técnica permite reducir el tiempo que el paciente debe pasar en el hospital llegando, en ocasiones, a poder ser dado de alta el mismo día de la intervención, destacaron las mismas fuentes.

Asimismo, en el presente año se ha reducido el tiempo de espera para la realización del cateterismo a menos de 60 días para los pacientes ambulatorios siendo la media de 24 horas para los pacientes ingresados. La Unidad de Hemodinámica del Hospital de San Juan ha realizado durante el año 2007 entre 8 y 12 procedimientos diarios de cateterismo cardiaco.

En 2006 el Hospital San Juan de Alicante fue galardonado con uno de los premios Benchmark por su calidad en el tratamiento de la patología cardiovascular, recordaron.

Desde su apertura en el año 2001, la Unidad de Hemodinámica ha experimentado importantes avances en el tratamiento de la enfermedad coronaria. La Unidad se integra dentro de la Sección de Cardiología del Hospital San Juan de Alicante.

Las intervenciones se llevan a cabo por un equipo de cardiólogos específicamente formados en el tratamiento de la enfermedad coronaria mediante catéteres y personal de enfermería también específicamente preparado para esta actividad. La Unidad de Hemodinámica del Hospital de San Juan cuenta con 3 de estos cardiólogos con dedicación plena. La especialización de la Unidad y sus profesionales, junto a su desarrollo tecnológico le permiten llevar a cabo con éxito los últimos tratamientos existentes en la enfermedad cardiovascular e importantes avances en investigación, afirmaron.

TECNOLOGÍA AVANZADA

La unidad cuenta con la tecnología más avanzada en el estudio y tratamiento de la arteriosclerosis coronaria. La utilización diaria de medidas funcionales intracoronarias, ecografía intracoronaria, análisis de histología virtual, valoraciones tridimensionales de la placa de ateroma, técnicas de extracción del trombo o eliminación de la placa de ateroma, permite conocer con precisión la importancia del problema que presenta el paciente, así como decidir y utilizar el mejor tratamiento para el mismo.

Estas técnicas permiten también a la Unidad de Hemodinámica, no sólo tratar todo tipo de lesiones con los mejores resultados para el paciente, sino contribuir a la investigación en la enfermedad cardiovascular, una de las principales causas de mortalidad en los países desarrollados.

La Conselleria de Sanidad «apuesta firmemente por implementar la calidad asistencial en el sistema de salud público valenciano. Entre los diversos objetivos se encuentra el tratamiento a pacientes que sufren afecciones coronarias, ya que es la mayor causa de mortalidad en todo el mundo», concluyeron fuentes de este departamento.