.

SEVILLA, 9 (EUROPA PRESS)

El presidente del Colegio de Médicos de Sevilla, Carlos González-Vilardell, trasladó hoy al ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, la preocupación que los profesionales sanitarios tienen por la agresiones que vienen sufriendo en el ejercicio de su profesión, motivo por el que le pidió que «elabore y ejecute un plan que respalde institucionalmente al facultativo y le otorgue la confianza y seguridad debida a su labor».

En el marco de la apertura del Curso Académico 2007-2008 del Colegio de Médicos, que hoy presidió el ministro del ramo, González-Vilardell expuso la preocupación del sector frente a las agresiones, que calificó de «lacra», si bien valoró que dichos actos «empiezan a tener respuesta con iniciativas como la campaña de difusión recientemente presentada por la Consejera de Salud de la Junta, María Jesús Montero, para concienciar a la sociedad de este problema».

«Necesitamos más apoyo para recuperar la consideración social que siempre ha tenido nuestra profesión y que me permito asegurar ha contribuido fundamentalmente a asentar a España entre los más reconocidos sistemas sanitarios del mundo», argumentó el presidente de la institución colegial, quien, de igual modo, solicitó el apoyo de Soria «a unas corporaciones –los Colegios de Médicos– que son garantes ante las sociedad de la buena praxis profesional y que tienen un respeto social acreditado por historia y dedicación».

Según dijo, las entidades colegiales deben de entenderse «no como reductos de corporativismo, sino como piezas fundamentales para la organización profesional e instrumentos de indudable valor en el consenso de los grandes temas que atañen a nuestra sanidad, por encima de vaivenes y enfrentamientos políticos».

ACCIONES CONTRA EL INTRUSISMO.

De igual modo, solicitó al ministro del ramo «acciones activas y contundentes contra el intrusismo», una situación, consideró, «que no tiene sentido en un estado moderno como el nuestro».

Por ello, señaló que «una legislación clara, una pronta respuesta y una eficaz sanción serán medios para garantizar una sanidad digna de nuestros conciudadanos».