.

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

Más del 80 por ciento de los niños españoles dedica menos de 15 minutos al desayuno, a pesar de que los padres consideran que esta comida es una de las principales fuentes de energía diaria para sus hijos, según muestran los resultados del Estudio Tulipán.

El estudio reveló que un 87 por ciento de los encuestados cree que es fundamental el desayuno en el rendimiento escolar de los niños, siendo un 72 por ciento los que piensan que hay una relación directa entre alimentación y rendimiento escolar tanto físico como intelectual.

Los datos ponen de manifiesto también que la principal preocupación de los padres españoles es el comportamiento de sus hijos por encima de su salud. Así, el 95 por ciento de los padres y madres españoles creen que la alimentación es esencial para la inteligencia de sus hijos considerando el pescado, las verduras y las hortalizas los alimentos que más condicionan su desarrollo cerebral.

Asimismo, los datos señalan que más de la mitad de los padres españoles consideran la obesidad como el tema más preocupante relacionado con la alimentación de sus hijos. Mientras un 21 por ciento de los niños come a diario dulces como galletas, mermelada o bollería (en un 5 por ciento), el 27 por ciento consume verduras y hortalizas y sólo el 2 por ciento toma pescado a diario.

La nutricionista de Unilever, Marta Guarro, destacó la “importancia de que los niños dediquen tiempo suficiente para desayunar los alimentos básicos para empezar el día. Esto es, un desayuno compuesto por lácteos, cereales –pan, tostadas, cereales de desayuno–, grasas saludables como la de la margarina o el aceite de oliva, y fruta que les aporte vitaminas”.

El Estudio Tulipán, realizado por Quota Research, es un estudio sociológico que se ha llevado a cabo sobre una muestra de más de 1.000 padres y madres españoles de 26 a 50 años con la finalidad de conocer las preocupaciones en los hábitos de alimentación de las familias de nuestro país.