.

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

Facua-Consumidores en Acción afirma estar recibiendo una «avalancha de consultas y quejas» tras el inicio de la facturación mensual eléctrica.

Según la organización, buena parte de los usuarios que presentan sus quejas se han visto sorprendidos por el cobro de facturas muy elevadas tras haber recibido, un mes antes, recibos que reflejaban un consumo estimado inusualmente bajo.

Facua advierte de que el resto de los usuarios, que acaba de recibir facturas con una lectura estimada demasiado baja, experimentará el próximo mes un importante incremento en la cuantía de su factura.

Con la nueva regulación, la factura de la luz se emite con una periodicidad mensual en lugar de bimestral. No obstante, los consumidores señalan que las eléctricas, para no incrementar sus costes, siguen realizando la lectura de los contadores cada dos meses, lo que provoca que la mitad de las facturas reflejen consumos estimados que posteriormente se compensan en la siguiente factura.

Para evitar problemas de este tipo, Facua pedirá una nueva regulación del cálculo de las lecturas estimadas. La normativa actual, señala, no deja claro cómo deben calcular las eléctricas el consumo estimado ni orienta hacia la fórmula más adecuada para reducir al máximo el margen de error, que consiste en tomar como referencia el consumo real que el usuario hubiese tenido el mismo mes del año anterior.

Por este motivo, la asociación solicitará a la Dirección General de Política Energética y Minas del Ministerio de Industria que modifique la legislación e introduzca un procedimiento de cálculo «claro y uniforme» para todo el sector.

ESTIMACIONES A LA BAJA.

La asociación explica que algunas compañías no están tomando como referencia el consumo real del mismo mes del año anterior para calcular las lecturas estimadas.

De esta forma, según un primer análisis realizado por la asociación sobre facturas emitidas por Endesa, los primeros recibos muestran consumos entre un 32% y un 48% inferiores a los efectuados realmente en el mismo periodo del año anterior.

Por este motivo, la siguiente factura tiene una cuantía muy elevada, ya que en ella se refleja el consumo real del último mes y se suma una gran cantidad de kilovatios hora que dejaron de cobrarse por la estimación errónea del mes anterior.