.

MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

La presidenta del Consejo de Consumidores y Usuarios, Francisca Sauquillo, junto con tres representantes de las asociaciones de consumidores se reunieron hoy con el director de la oficina económica de Moncloa, Javier Vallés, para tratar de que el Gobierno medie con las entidades financieras ante el creciente endeudamiento de las familias.

«No estamos en contra de las medidas que ha tomado el Gobierno, pero el crédito no está llegando a las familias», explicó Sauquillo en declaraciones a Europa Press, quien confirmó que a finales de esta semana presentarán al Ejecutivo un documento con 15 medidas concretas contra el endeudamiento y la actitud de la banca ante la crisis.

El documento, elaborado por una comisión técnica constituida el pasado mes de diciembre por el Consejo, incluye medidas para evitar la ejecución judicial de las hipotecas y los créditos al consumo, así como una revisión de la Ley Concursal y la Ley Hipotecaria, entre otras. La comisión mantiene reuniones también con UGT y CC.OO, que colaboran en la iniciativa.

«El Consejo plantea al Gobierno la situación angustiosa en la que se encuentran las familias y quiere trabajar en medidas concretas, que muchas de ellas afectan a la banca», apuntó Sauquillo, quien alertó de la situación en la que se encuentran las familias inmigrantes y pidió al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que se reúna con los consumidores.

Al encuentro acudieron también el vicepresidente del Consejo de Consumidores y Usuarios, Félix Martín; el presidente de Adicae, Manuel Pardos; el portavoz de la OCU, Enrique García, y la representante de Asgeco, Ana Isabel Ceballos; en nombre de las diez asociaciones pertenecientes al Consejo.

PLANES DE REFINANCIACIÓN PARA LAS FAMILIAS

Pardos explicó en declaraciones a Europa Press que los embargos hipotecarios por la vía judicial «son un escándalo ante las ayudas dadas por el Gobierno a los bancos», y pidió al director de la oficina económica de Moncloa que intermedie para que «ningún ciudadano que quiera pagar no se le dé una oportunidad».

El presidente de Adicae pidió a las entidades bancarias que elaboren «planes de refinanciación» para las familias y la suspensión del Euribor de forma «extaordinaria» por un periodo de dos años como índice de referencia para los créditos hipotecarios, y que en su lugar se aplique el tipo del Banco Central Europeo (BCE).

«La finalidad es parar el abuso del crédito que hace la banca y que el dinero circule», apuntó Pardos, quien acusó a los bancos de estar incurriendo en un «beneficio ilícito» al «no bajar el precio de los créditos en las revisiones, a pesar de la bajada del tipo de cambio».