.

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

El desconocimiento generalizado sobre qué es la osteoporosis y sus consecuencias, la duración prolongada del tratamiento, o su alto precio son algunos de los motivos por los que más del 75 por ciento de los afectados por esta enfermedad en España no cumplen el tratamiento y ponen en riesgo su salud y su calidad de vida.

Se estima que 1 de cada 3 mujeres y 1 de cada 12 hombres de más de 50 años tienen osteoporosis en el mundo. Por este motivo, el Día Internacional de la Osteoporosis, que se celebra este miércoles en todo el mundo, tiene como objetivo concienciar a todos los afectados sobre la importancia que tiene seguir el tratamiento para reducir el riesgo de fracturas que conlleva esta enfermedad.

Más de 3,5 millones de personas sufren osteoporosis en España (2,5 millones son mujeres), según datos de la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Óseas (FHOEMO), y con los tratamientos diarios la media de abandono es de un 70 por ciento, mientras que con los semanales y mensuales esta media se sitúa entre el 40 y el 50 por ciento.

“La adherencia depende de la percepción de la gravedad de la enfermedad y del grado de empatía que el paciente tiene con su médico”, explicó el jefe de Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Quirón de Madrid, el doctor Esteban Jódar.

En este sentido, un estudio realizado por la Fundación Internacional de Osteoporosis con más de 844 mujeres de todo el mundo, ha revelado que los pacientes “urgen” de una buena relación con su médico especialista y de cabecera ya que, según los pacientes encuestados, un 44 por ciento no considera que recibe la “información suficiente” sobre la importancia de la adherencia al tratamiento.

Esto, según la encuesta, propicia que un 59 por ciento de los pacientes considere que “no pasa nada” por saltarse una dosis y que el tiempo medio durante el cual los pacientes abandonan lo prescrito por el médico sea de unos 6,2 meses, pese a que “con ello aumenta el riesgo de fracturas”, comentó el doctor Jódar.

ENTRE EL 15 Y EL 50% LO ABANDONA EN EL PRIMER AÑO

“Ante todo se ha de involucrar al paciente en la toma de decisiones de lo que será su plan terapéutico, porque teniendo en cuenta sus preferencias en cuanto a la administración del fármaco se consigue una mayor adherencia”, dijo el experto del Hospital NISA de Sevilla, el doctor Rodrigo Ramos Morell.

En esta misma línea, “los programas que recuerden al paciente que debe tomarse su medicación también han de potenciarse, ya que cuanto más se distancian las dosis, puede haber más riesgo de que se olviden de tomar el tratamiento, sobre todo, pacientes mayores y polimedicados”, explicó. De hecho, “del 15 al 50 por ciento de los pacientes abandonen su tratamiento tras el primer año de diagnóstico”, añadió este experto.

A este respecto, los pacientes reclaman que se recalque más en las consultas que la osteoporosis es una enfermedad crónica y un 81 por ciento pide que se les facilite información por escrito sobre las claves para un mejor manejo de su enfermedad, y que se tengan en cuenta sus necesidades físicas y emocionales.

Además, insisten en recibir consejos sobre prevención ya que, según recordó la presidenta de la Asociación Española contra la Osteoporosis (AECOS), Carmen Sánchez, “el ejercicio ayuda a fortalecer los huesos y los músculos y, sin embargo, hay muchos pacientes que lo desconocen y dejan de hacerlo temiendo que puedan sufrir alguna fractura”.

Por su parte, los médicos reclaman también un “esfuerzo” a la industria farmacéutica para que desarrolle medicamentos “más cómodos y fáciles de tomar”. En este sentido, ya se están administrando fármacos con dosis semanales o mensuales mientras que en el futuro podrá haber tratamientos semestrales y por vía subcutánea.