.

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 3 (EUROPA PRESS)

Los expertos aconsejan acudir a los colegios de médicos antes de someterse a una operación de estética con el objetivo de que el paciente recoja toda la información necesaria sobre el doctor y la clínica en la que se va a realizar la intervención.

Así, lo indicó el presidente de la Sociedad Canaria de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética, Javier Fernández, quien reconoció que el intrusismo existe en este ámbito pero «oficialmente no se tiene conocimiento» del mismo en el caso del archipiélago.

Sin embargo, para evitar «grandes desastres» insistió, en declaraciones a Europa Press, en la necesidad de que el paciente que va a ser intervenido de cirugía estética consulte «siempre, si tiene dudas y si no las tiene también, al colegio de médicos para preguntar si el cirujano que le va a operar tiene la especialidad o no porque en ellos se puede jugar mucho».

Respecto al tipo de operaciones estéticas que más se realiza, aseguró que «con mucho» es la cirugía mamaria.

Asimismo cuestionado si es Canarias una de las comunidades donde más operaciones de estética se realiza en España, consideró que no. «Si bien, quizás, ese culto a la estética dado por nuestra condición de clima tropical y horas de exposición solar pudiera haber tenido un sesgo a nuestro favor, actualmente no creo que exista. Creo que la moda se ha generalizado en el resto del Estado, ya es una moda muy generalizada y no de una zona», subrayó.

MENORES Y ESTÉTICA

Por otro lado, en relación a si hay menores de edad que pidan operaciones de estética, Fernández puntualizó que «ningún cirujano plástico intervendrá de cirugía estética a ningún menor de edad sino existe un problema de base serio», señalando que se entiende «por cirugía estética una cirugía prescindible».

Al respecto, y a modo de ejemplo, expuso que si una «niña de 16 años, con una asimetría mamaria importante, que le impida hacer deporte, que no pueda hacer una vida normal, entonces sí se la interviene pero ya eso trasciende la estética, se convierte en un problema reparador».

Agregó que «lo que son procedimientos estéticos puros no deben ser realizados a menores de edad».

De todos modos, el presidente de la Sociedad Canaria de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética reconoció que «a veces sí piden procedimientos puramente estéticos los menores de edad». Sin embargo, subrayó que lo que un «buen profesional» debe hacer «es quitarle esa idea hasta que esa persona, entre otras cosas, no haya completado su desarrollo, que no sólo tiene que ser físico sino también psíquico».

Fernández también apuntó que una operación de estética como «cualquier intervención quirúrgica» requiere de una «buena historia clínica y una serie de pruebas que indica que efectivamente el paciente goza de buen estado de salud» para poder someterse al proceso.

CIRUGÍA RECONSTRUCTIVA, 700 PACIENTES ANUALES

Respecto a qué tipo de cirugía se demanda más, señaló que la cirugía plástica «es todo», y al diferenciar entre la reconstructiva y la estética, «es evidente que la demanda de cirugía reconstructiva es mucho mayor que la de estética, no sin dejar de ser importante la estética cada vez más».

En concreto, indicó que anualmente en los hospitales públicos del archipiélago se operan alrededor de unos «700 pacientes», y en este sentido Canarias está «exactamente igual» en cuanto a la media de intervenciones que el resto de comunidades.

Finalmente, expuso que las operaciones reconstructivas se hacen «generalmente» por problemas oncológicos, postraumáticos, así como por malformaciones congénitas.