.

El fútbol es el deporte donde se generan más lesiones oculares

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

Unas 72.000 personas sufren traumatismos oculares cada año en España, de los que una cuarta parte se ocasionan practicando deportes, según los expertos de la Sociedad Española de Oftalmología (SEO), quienes aseguran que, con información y protección adecuada, se evitaría el 90 por ciento de estas lesiones.

Así lo han manifestado en la rueda de prensa de presentación del 86 Congreso de la SEO, que se celebra en Madrid desde este miércoles y hasta el 25 de septiembre, el presidente de esta sociedad, Joaquín Barraquer; su vicepresidente, Luis Fernández-Vega, y su secretario, José Luis Encinas.

Según Encinas, el 40 por ciento de los niños y «entre el 15 y el 20 por ciento» de los adultos que acuden al hospital con un traumatismo oftalmológico se lo provocaron practicando sin protección algún deporte.

A su juicio, el fútbol es el deporte que genera más lesiones oculares en España, seguido del baloncesto, actividad que en Estados Unidos se presenta como la principal causa de lesiones oculares deportivas entre los jóvenes de 15 a 24 años.

Entre los deportes «de riesgo» para la salud de los ojos se encuentran también el esquí, donde la exposición prolongada a los rayos ultravioleta puede generar dolor, fotosensibilidad e incluso una retinopatía, problema que surge al mirar prolongadamente al sol y que reduce la agudeza visual.

También hay que tener precaución al practicar natación, actividad en la que pueden aparecer infecciones oculares si se practica llevando lentes de contacto sin gafas. Estas infecciones, que pueden necesitar un trasplante de cornea, se evitan no usando lentes y lavándose los ojos tras salir del agua.

No obstante, para estos expertos, los deportes que provocan las lesiones oculares más graves son aquellos en los que se emplean pelotas de pequeño tamaño y a gran velocidad, como el golf, el frontón o el squash. Según el doctor De la Fuente, el 10 por ciento de estas lesiones deportivas son permanentes y en todas se requiere intervención hospitalaria.

Incluso la caza puede llegar a ser perjudicial para los ojos. Según el presidente de SEO, «todos los años se ve a gente en las consultas con un perdigón en la órbita ocular por un accidente de caza».

Ante esta situación, en la que los casos «van en aumento», según la SEO, los oftalmólogos recomiendan utilizar gafas adecuadas para cada deporte –incluso casco, si se diera la necesidad– realizar revisiones periódicas de la vista y extremar las precauciones en el caso de las personas con defectos de refracción u operadas recientemente.