.

Lanza la campaña «Con responsabilidad, ganamos en salud» para que los ciudadanos usen estos servicios «sólo en los casos más graves»

MADRID, 10 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad ha lanzado una campaña para concienciar a los ciudadanos de la necesidad de hacer un uso adecuado de las urgencias hospitalarias ya que hasta el 60 por ciento de los problemas de los pacientes que acuden a estos servicios podrían ser resueltos en un centro de salud.

Así lo ha asegurado el secretario general de Sanidad, José Martínez Olmos, durante la presentación de esta iniciativa, que bajo el lema de «Con responsabilidad, ganamos en salud», pretende que «los ciudadanos sientan suyo el Sistema Nacional de Salud» y hagan «un buen uso» del mismo para mantener su calidad y sostenibilidad.

En los últimos años se está percibiendo «un uso mayor» de las urgencias hospitalarias, tanto públicas como privadas, vinculado a la mayor oferta de servicios, al envejecimiento de la población y la cronicidad de muchas enfermedades.

Así, se ha pasado de 17,9 millones de visitas por año en 1997 a los cerca de 26 millones en 2009 (585,3 urgencias por cada mil habitantes), de las cuales hasta el 74 por ciento se realiza por decisión propia del ciudadano y no por recomendación o derivación de un profesional.

Sin embargo, Sanidad reconoce que este aumento de las urgencias también puede verse motivado «por el desconocimiento de los servicios de urgencias en Atención Primaria», que tienen la «suficiente capacidad técnica» para abordar íntegramente los problemas de salud más frecuentes.

«Hay pacientes que acuden a los hospitales porque piensan que cuentan con tecnologías más avanzadas, pero hay que advertirles de que estos recursos están disponibles en todo el SNS», ha recordado Martínez Olmos, insistiendo en la necesidad de acudir a las urgencias hospitalarias «sólo en los casos más graves».

En cuanto a las épocas con mayor afluencia de las consultas, el secretario general de Sanidad asegura que «la demanda varía en función de la época del año e incluso del día de la semana», si bien los meses de invierno son de los más complicados por los casos de gripe.

Del mismo modo, ha destacado que en las urgencias pediátricas también es habitual la presencia de los padres que acompañan a sus hijos por la «preocupación adicional» que existe en estos casos.

La campaña se difundirá por televisión, radio, prensa escrita, mobiliario urbano, transporte público e Internet, y el Ministerio tiene prevista una inversión de 1,8 millones de euros.