.

MADRID, 04 (EUROPA PRESS)

Los alergólogos denuncian, con motivo de la celebración de la Semana Mundial de la Alergia, el déficit de especialistas en Alergología dentro del sistema sanitario público. «No contamos con el número suficiente de alergólogos, lo que unido a la complejidad de la atención individualizada del paciente alérgico, dificulta mucho el abordaje de este tipo de pacientes», asegura el secretario de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), Pedro Ojeda.

Esta situación varía en función de las comunidades autónomas, pero, en general, «nunca se ha alcanzado el ratio establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS)», cifrado en un alergólogo por cada 50.000 habitantes. De hecho, Ojeda llama la atención sobre la situación de Islas Baleares, en la que «no hay ningún alergólogo especializado».

Por su parte, y como detalla el secretario de la SEAIC, la prestación en Asturias sigue siendo «claramente deficitaria», mientras Madrid «roza» el ratio establecido por la OMS, Cataluña se encuentra por debajo y Andalucía, que «globalmente está bien dotada», cuenta con provincias como Cádiz en las que «no hay alergólogos».

A esta situación se suma que la «formación en Alergología es insuficiente», añade la secretaria de la Fundación SEAIC y miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Europea de Alergia (EAACI), Victoria Cardona.

En este sentido, en la declaración del Libro Blanco de la Organización Mundial de Alergia (WAO por sus siglas en inglés), se desprende que «se necesita incrementar la formación de pregrado y postgrado en alergia, asma e inmunología clínica en los médicos de Atención Primaria y pediatras para que atiendan de manera adecuada y puedan ayudar a pacientes con enfermedades alérgicas».

Las patologías alérgicas son un problema sanitario mundial, ya que su «prevalencia a nivel mundial es del orden de entre el 30 y el 40 por ciento y en España uno de cada cuatro sujetos presenta algún trastorno alérgico», indica Ojeda.

ENFERMEDAD GLOBAL

Por su parte, la presidenta de la Sociedad de Madrid y Castilla-La Mancha de Alergología e Inmunología Clínica, Matilde Rodríguez-Mosquera, destaca que estas patologías entran dentro del grupo de «enfermedades inflamatorias sistémicas», por lo que «pueden afectar a todo el organismo».

«Con la alergia se altera la regulación del sistema inmunológico, que afecta a todo el cuerpo, de manera que puede tener expresiones en varias zonas del cuerpo», explica Rodríguez-Mosquera. De hecho y como añade Cardona, «el 80 por ciento de los asmáticos tienen rinitis alérgica» y de ellos muchos acaban padeciendo conjuntivitis, e incluso algunos pueden sufrir complicaciones como la sinusitis.

Por todo ello, los especialistas coinciden en que se debe tratar las alergias como una «enfermedad global», en la que se debe implicar al paciente y analizar todos los factores de riesgo a los que está expuesto el individuo para poder determinar el riesgo de manifestaciones clínicas que podrá tener en el futuro.

Con la Semana Mundial de la Alergia, que se celebrará durante esta semana bajo el lema «Las enfermedades alérgicas: un problema de salud pública», se pretende «llevar un mensaje de concienciación a la población acerca de la gravedad de las enfermedades alérgicas, de su prevención y tratamiento, con el fin de alcanzar una calidad de vida adecuada para los pacientes alérgicos», explica Ojeda.

Así, desde este lunes hasta este viernes 35 hospitales españoles pondrán a disposición de toda la sociedad una campaña de educación sanitaria. Para ello, se colocarán puntos de información al público en los que se ofrecerá documentación sobre la alergia y las estrategias más adecuadas para prevenirla.