.
¿Qué es el amor? ¿Un cosquilleo en el cuerpo que se puede rascar? ¿Algo que me gano cuando hago las cosas bien? ¿Algo que doy para obtener otra cosa a cambio? Mi definición es que el amor es el deseo, la elección, de ver y responder a lo mejor que hay en otra persona, incluso si no se está manifestando o experimentando a sí misma en este momento. Esta condición le brinda a usted la oportunidad de amar, no importa lo que el otro esté haciendo. También requiere que usted decida abandonar sus pequeños (y no tan pequeños) prejuicios y los reemplace por la voluntad de ver las virtudes en el otro. ¡Qué propósito!

Ahora veamos: ¿cómo reconoce el amor en su vida? ¿Tiene alguna forma definida de reconocer el amor que le llega? Piensa que “debe verse, sonar, sentirse de tal o cual manera, o no es amor”? ¿O está abierto a ver, oír y sentir el amor en sus muchas formas? Puede perderse mucho del amor que llega a su vida si tiene una percepción limitada y restrictiva sobre cuál es la forma aceptable para usted.

¿Cómo expresa amor en su vida? Hay algunas citas muy conocidas que se pueden aplicar aquí: “Hechos y no palabras: ésa es la prueba del amor”; o “El servicio a los demás no es más que amor en ropas de trabajo”. ¿Sus palabras coinciden con sus actos? ¿Suele decir que hará “algo” por alguien pero de ordinario lo olvida? ¿Desea equiparar sus pasos con sus dichos? Es un gasto de energía hablar de lo que “va a hacer” o de lo que cree que “debería hacer”, cuando ese tiempo podría usarse para hacerlo.

El amor también adquiere la aparencia de tiempo. Cuando decimos que amamos a alguien, o, para el caso, que amamos hacer algo, la prueba de ello a menudo es el tiempo que pasamos con esa persona o realizando esa actividad. Cuántas veces se oye en una pareja que uno de sus miembros, con gran pena, le expresa al otro su soledad diciendo: “tú no pasas suficiente tiempo conmigo”. La primera demostración de amor es dedicar tiempo a aquellos que usted dice amar, ¿verdad? Todos conocemos historias de padres que estaban demasiado ocupados para vivir la niñez de sus hijos. Arrepentirse después no compensa el no haberlo hecho ahora.


Recuerde, además, que usted no puede dar un regalo que no tiene. Ámese a usted mismo. Pase bastante tiempo con usted. Aprenda a descubrir qué le gusta hacer y hágalo. Es importante desarrollar buenas habilidades comunicativas para poder transmitirles a otros sus sentimientos con claridad, si piensa que no le demuestran suficiente amor. Creo que es una falta de amor a uno mismo permitir que otros sean desconsiderados con uno. Somos responsables de enseñar a la gente cómo tratarnos. Si usted no dice nada, en realidad está diciéndoles que su conducta desconsiderada es aceptable para usted.

Si es cierto que el amor mueve al mundo, mejor pongamos nuestra parte, pues la tierra gira a más de 3.200 km/h, y daremos un buen salto si se detiene.