.

Está pensando comprar unos cíclidos. Buena elección. En este artículo intentaremos ofrecerle unos pocos ejemplos de peceras adecuadas para estos peces que sean adecuadas para principiantes. Les sugeriremos instalaciones bonitas y fáciles de mantener, y especies sencillas de criar, así podrá observar este fascinante aspecto del comportamiento de los cíclidos.

El artículo está dirigido a todos aquellos que no poseen mucha experiencia con acuarios en general y con los cíclidos en particular. Si usted es un acuarista experimentado pero no conoce a los cíclidos, estos comienzos le resultarán buenos, y probablemente tendrá más opciones ya que usted sin duda es capaz de mantener especies más sensibles que las aquí descritas.

Pecera:

Es posible criar ciertos cíclidos como el Lamprologus ocellatus en peceras muy pequeñas. Sin embargo, para su primer acuario de cíclidos les recomendamos una pecera de no menos de 120 l. Hay varias razones para ello:

* Un acuario más grande es más fácil de mantener en buenas condiciones.

* Los cíclidos son agresivos. Algunos más que otros, pero casi todos tienen un comportamiento difícil, y una pecera grande permitirá a los peces más débiles escapar a esta hostilidad.

* El comportamiento de los cíclidos es más interesante de observar si usted coloca más de un par en la pecera. Por ejemplo, ésto le permitirá ver a los padres cuidando de sus crías.

Condiciones del agua:

Las condiciones del agua dependerán del tipo de cíclidos que quiera tener, ya que sus preferencias difieren bastante. Para su primer acuario, le sugerimos escoger especies que no sean muy sensibles a las condiciones del agua, y si escoge criar las especies que le sugerimos aquí, normalmente no tendrá problemas. No le recomendamos las especies de los grandes lagos africanos, ya que éstas tienen necesidades más específicas.

Alimentación:

Los cíclidos que le recomendamos acepta toda clase de alimentos, sin embargo le sugerimos darles una dieta variada consistente en copos de alimentos balanceados, pescado congelado y en ocasiones frutos de mar vivos.

Especies:

Ahora viene lo mejor: la elección de las especies que integrarán su nuevo acuario. Le daremos tres ejemplos de peces. El primero es originario de los ríos africanos y es más amistoso, mientras el segundo proviene de América Central. También le sugeriremos uno originario del Amazonas, pero éste es un poco más difícil de conseguir y necesita peceras más grandes. Una de al menos 200 l. será adecuada.

Composición:

A) Acuario para cíclidos africanos (120 l.)

1 par de Kribensis o cíclidos papagayo (Pelvicachromis pulcher) 1 par de cíclidos mariposa africanos (Anomalochromis thomasi) 1 par de incubadores bucales egipcios (Pseudocrenilabrus multicolor) 4 ancistrus (Ancistrus dolichopterus)

B) Acuario centroamericano (120 l.)

1 par de mojarras o cíclidos T-Bar (Archocentrus sajica) 1 par de cíclidos convictos (Archocentrus nigrofasciatus) 2 plecos (Hypostomus plecostomus)

C) Acuario amazónico (200 l.)

4 peces ángel (Pterophyllum scalare) 1 par de cíclidos bandera (Aequidens curviceps) 1 par de cíclidos cerradura (Aequidens maronii) 6 ancistrus (Ancistrus dolichopterus)

Armado del acuario

1. Acuario para cíclidos africanos

Todas estas especies son relativamente amistosas y tienen distintos patrones de comportamiento que reducirán el estrés entre los diferentes pares. Estas especies prefieren un acuario con muchas plantas (puede usar toda clase de plantas, pues estos peces no las comen) y también escondrijos para desovar. Los kribensis desovan en cuevas que se pueden crear con raíces, rocas y macetas. Los cíclidos mariposa desovan en superficies planas tales como piedras. Conviene dejar algunas áreas libres de plantas y rocas para permitir una libre natación, así podrá ver mejor a sus peces. Use arena fina, pues ésta facilita la reproducción del incubador bucal egipcio. Si mantiene el acuario limpio y sus peces bien alimentados, éstos prosperarán y se reproducirán bien. Si le parece que la pecera se ve un poco vacía, puede añadir algunos peces pequeños de cardumen como los tetras, que permanecerán en los niveles superiores del agua.

2. Acuario centroamericano

Las especies de este origen son más agresivas, lo que explica que sólo le recomendemos criar dos distintas en este acuario. Ambas depositan sus huevos en las rocas, así que no son tan necesarias las cuevas, aunque le recomendamos que monte una o dos al menos como escondrijo, debido a la agresividad de estos peces. Ésto vale especialmente durante la época de reproducción y cuidado de las crías. Los sajica normalmente no comen las plantas, pero los convictos si, por lo tanto le recomendamos poner plantas más resistentes como la planta espada, anubias y helechos de Java. El incluir plantas o no queda a criterio del acuarista. Los cíclidos estarán bien con o sin plantas mientras les proporcione unos pocos escondrijos. Ambas especies se crían fácilmente y es es casi imposible que los convictos no se reproduzcan. Puede resultar difícil encontrar un nuevo hogar para las crías, por eso le recomendamos dejar que los padres las cuiden y ver si alguna sobrevive. En este tipo de acuario, algunas lo harán.

3) Acuario amazónico

Como ya mencionamos, es mejor que este acuario tenga una capacidad mínima de 200 l., dado que estos peces alcanzan un tamaño mayor. Los peces ángel no deben criarse en acuarios de menos de 50 cm. de alto. Estas especies son fáciles de cuidar, pero requieren más atención para reproducirse. El acuario debe estar bien provisto de plantas y tener áreas libres para que los peces naden libremente. Ponga plantas espada o criptocorinas para darles a los peces ángel el escondrijo que necesitan para desovar. Las otras especies requerirán raíces o rocas. No se necesitan cuevas, aunque es preferible crear alguna, especialmente para los cíclidos bandera. Si le parece que la pecera queda muy vacía, ponga algunos peces de cardumen. Nunca ponga neón tetras junto con peces ángel, ya que estos últimos se los comen. Lo mismo vale para otros tetras pequeños. Mantenga el agua limpia y los peces bien alimentados, así crecerán bien, y con un poco de suerte, se reproducirán.

Palabras finales

Le hemos hecho unas pocas sugerencias para sus acuarios de cíclidos (hay muchas más) y cuando tenga algo más de experiencia con estos peces, verá que las posibilidades son amplísimas. Los cíclidos son muy interesantes y bonitos, y muchos de ellos resultan muy fáciles de mantener. Pruebe y verá que no se arrepiente.